Necesaria Observación a la Historia del Archivo Municipal (nuevo)


“La historia tiene dos requisitos:

–          no decir falsedades

–          no callar verdades.

–          Prof. Alejandro Topete del Valle (1908-1999)

 Luis Gerardo Cortez

Indudablemente la historia de cualquier archivo no deja de ser interesante, ya que en ellos se conserva la memoria de los pueblos, ahí se tiene la identidad de una ciudad o una región, concretamente hablando de los Archivos de Aguascalientes.

En un artículo publicado por José Luis González López (revista Aries No. 254), sobre la historia del Archivo Municipal, institución esta, que resguarda invaluables documentos que contienen información sobre la historia de nuestro municipio, cae en el autor del artículo en errores que es necesario aclarar, dice que:

“ desde el momento que se instaura el municipio de Aguascalientes (1575)…”.        Aguascalientes no es fundado con el carácter de municipio, se crea con el de villa, y así se menciona en la cédula de fundación reproducida en el libro de Agustín R. González, (pag. 19), en donde especifica en una de sus partes que “… diciendo que ellos querían poblar una villa en el paso y sitio que dicen de Aguascalientes… se proveyó e mando se hiciese el asiento y traza de dicha villa a la cual pusimos y ponemos por nombre la villa de la Asunción”.

Veo que en su bibliografía, González López(*) menciona haber consultado el libro de R. González, pero aparentemente no fue revisado el punto que referimos.

Otra observación que hacemos es donde dice que “… desafortunadamente muchos testimonios no se concentraron en el estado, si no que se dispersaron en Jalisco, Zacatecas y México, lugares a donde perteneció Aguascalientes durante el virreinato hasta lograr su independencia en 1835.”

Si algunos de los documentos no se concentraron en este sitio, fue por ser necesario, ya que esa documentación tenía que ser trasladada a donde se requería trabajarla, por ello su dispersión, punto que no aclara en su escrito.  También da a entender que ya éramos estado, pero no es así, lo fuimos hasta el 23 de octubre de 1857, cuando el Congreso del Estado expidió la primera Constitución Política del estado. ( ver: Las Constituciones de Aguascalientes, pagina 4).

Otro punto a aclarar es; Aguascalientes jamás perteneció a Jalisco, perteneció si, al Reino de la Nueva Galicia, que después se llamó Jalisco, es cosa diferente, de igual forma, tampoco se perteneció a México, como lo afirma.

El reino de la Nueva Galicia, al cual se pertenecìa, formaba parte de un todo al Virreinato de la Nueva España, cuya capital precisamente era la ciudad de México, y si hablamos en ese tenor, pertenecimos pues al virreinato de la Nueva España, no a México.

Durante la intervención francesa, Aguascalientes como parte del imperio se le dio la categoría de departamento, al igual que todos los demás en la República, ganándole inclusive en esa ocasión territorio al entonces ya departamento de Jalisco, en este periodo aunque formábamos parte del Imperio, seguíamos con cierta autonomía, por lo que la documentación generada en esos años, se concentraba aquí, salvo como dijimos anteriormente, se iba la que tenía que irse por trámites necesario.

Continúa González López diciendo que en 1786, “Aguascalientes se separa de Guadalajara y se incorpora a Zacatecas. El fin de la separación fue de que hubiera una menor distancia  para los trámites político administrativos que se requerían. A partir de entonces muchos documentos fueron a parar a los archivos de este lugar. En lo que respecta al Archivo General Municipal, también hubo fuga de documentos, la mayor parte del acervo documental del municipio se encuentra en el Archivo Histórico del Estado (fondo judicial, protocolos notariales, entre otros”.

Sobre estas aseveraciones digo:

1.- el 4 de diciembre de 1786, la entonces alcaldía Mayor de Aguascalientes, era transformada según ordenanzas de Intendentes, en subdelegación de intendencia, no es en esta fecha como asegura, cuando se separa de la Intendencia de Guadalajara, es sino hasta el 24 de abril de 1789, por disposición de la junta de Real Hacienda de la ciudad de México, cuando se ordena el cambio de la ya subdelegación de Aguascalientes, a la intendencia de Zacatecas, medida que se aprobó hasta 1791. (Las Constituciones de Aguascalientes, pagina 3).

2.-Sobre la fuga de documentación de que habla, no se puede afirma tal, porque en antaño nunca estuvo establecido jurídicamente como archivo municipal, es hasta el trienio de Pedro Rivas Cuellar, cuando se expide el primer reglamento del Archivo Municipal de Aguascalientes (P.O. 9 de agosto de 1981), salvándose por cierto, que tiraran la documentación a la basura, en ese mismo año, se inició el rescate y organización formal de ese archivo.

3.- sobre la documentación hoy resguardada por el Archivo Histórico del Estado, estuvo mucho tiempo abandonada en el hoy segundo patio de Palacio de Gobierno, tocándole a Alejandro Topete del Valle, el rescate de esa documentación, la cual se trasladó primero al antiguo Instituto de Ciencias, hoy edificio Central de la UAA, para de ahí pasar a la antigua inspección de policía que se localizaba en la esquina que forman las calles Álvaro Obregón y Morelos, justo donde hoy esta el Mercado Morelos, sin embargo el peregrinar de la documentación no terminó ahí, ya que de ese sitió de transfirió a la escuela Oficial para niñas “María Antúnez”, que se encontraba en la primera cuadra de José María Chávez. La vieja finca fue demolida y se construyo un edificio que albergaría entre otros, al archivo (donde hoy es un centro comercial), que con el tiempo se llamó Archivo General del Estado, creándose de igual forma su reglamento (P.O. 21 de septiembre de 1980), que comprendía la unidad del Archivo Histórico, para después separarse en 1981 la sección histórica, creándose para tal efecto el Archivo Histórico del Estado, que en un inicio llevó por nombre Dirección de Documentación y Registro.

Otro punto que toca es el de “ En 1863, el bandido Juan Chávez y los franceses dieron un golpe de estado al gobierno establecido por José María Chávez.” Y continua con un párrafo de Agustín R. González que nada tiene que ver con lo anteriormente expuesto.

Sobre este particular quiero mencionar que no se puede hablar de un golpe de estado cuando el país se encontraba bajo el dominio de fuerzas armadas extranjeras, además que José María Chávez “apoyado en los empleados, el pueblo y las pocas tropas de que se disponían, resistieron durante algunos días; pero se vio obligado a dejar la ciudad en poder de los bandoleros e intervencionistas ante la imposibilidad de resistir mas y para evitar mayor derramamiento de sangre” (Archivalia No. 2, Juan Chávez, pagina 8. 1994.

Vemos que se están confundiendo las fechas con los escritos que reproduce de Agustín R. González, ya que este ultimo menciona un golpe de estado en el año de 1859, (los franceses desembarcaron en 1861) que de cualquier manera no puede considerarse como tal, ya que el propio José María Chávez, abandonó el gobierno local “la dignidad de Chávez se sublevó. (pagina 278 A.R. González, 1881)

Otra parte del artículo al que hoy me refiero dice:

“en 1991 se trasladaron los documentos del Archivo, instalados en ese entonces en la Secretaría de Obras Públicas, para custodiarlos en una casa antigua (que data de la época colonial ubicada en la calle Juan de Montoro 220..”

Aquí es muy importante enfatizar que el ya Archivo Municipal se localizaba en la planta baja del Palacio Municipal, en la esquina sureste, en el segundo patio, quienes lo conocimos, sabemos que contaba con local propio y apropiado  para es tiempo, (solo basta ver las fotografías que la misma Guía General del Archivo Municipal, nos muestra en sus páginas), sin embargo por el lógico crecimiento de los acervos resultaría insuficiente, señalo también que en ese lugar, como se afirma, no se ubicaban la oficinas de Obras Públicas del Municipio.

Faltaría por apuntar que Ángel Hernández Arias, (que fue Director del Archivo Histórico del Estado), tanto en el Archivo General, como en el Archivo Municipal, fue quién se preocupó de consolidar jurídicamente ambas instituciones, y que la Lic. Elizabeth Buchanan Martín del Campo, fue quién hizo las gestiones necesarias para que se lograra el traslado del archivo municipal a una nueva finca, justo donde hoy se localiza, esto en la administración de la Lic. María Alicia de la Rosa López. (Pagina 73, Aguascalientes, presidentes municipales, 1945-1992)

Estas aclaraciones son necesarias hacerlas, ya que la historia debe de despojársele de la improvisación, de la mitología y la leyenda, debe ser la historia fidedigna y contundente, para no mal informar o confundir a quienes leen dicha información.

(*) González Lopez, actualmente labora en el Archivo Municipal de Aguascalientes

Articulo publicado en la Revista Tiempo, Febrero 2000, paginas 3 y 4.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: