Francia debate qué es ser francés.


Compartir

 

 

La pregunta ha surgido con fuerza en Francia, después que el gobierno del presidente Nicolas Sarkozy lanzara esta semana un debate abierto sobre la identidad nacional y el significado de ser francés.

La discusión continuará al menos durante tres meses con una serie de reuniones públicas organizadas en todo el país y también a través de un sitio en Internet dedicado especialmente a que la gente opine al respecto.

Paradójicamente, el debate sobre los rasgos comunes de los franceses ya causó divisiones, con la oposición acusando al gobierno de usar el tema con fines electorales y expertos que alertan sobre los riesgos de la iniciativa.

Según el sociólogo francés Alain Touraine, la idea de afirmar la identidad nacional es “de tipo más bien represivo” y conlleva “un rechazo de los elementos nuevos, especialmente de los extranjeros de origen”.

“En lugar de pensar en los caminos de cambio, los problemas que hay que resolver y cómo combinar diversidad e integración, el concepto de identidad destruye todo a favor de una sola visión autoritaria”.

“Orgullo de ser francés”

BanderaFrancia

El debate fue lanzado oficialmente el lunes por Eric Besson, ministro francés de Inmigración e Identidad Nacional, una repartición gubernamental creada por Sarkozy al asumir la presidencia en 2007.

“Este debate no me asusta”, dijo Besson y sostuvo que el objetivo es “hacer emerger acciones que permitan afirmar nuestra identidad nacional y reafirmar los valores republicanos y el orgullo de ser francés”.

El plan consiste en organizar reuniones en cada uno de los 96 departamentos de Francia, donde participen las “fuerzas vivas” del país, desde políticos y empresarios hasta docentes y sindicalistas.

Los temas a discutir serán diversos, incluida una propuesta para que los niños canten al menos una vez por año La Marsellesa en las escuelas y otra para prohibir la burka, el velo islámico integral que Sarkozy rechaza.

A fines de enero, Besson prevé presentar un balance del debate y anunciar nuevas iniciativas.

“¿Cómo sentirme francés?”

Las reacciones ante la iniciativa gubernamental han sido diversas y, a veces, contradictorias.

Según las últimas cifras divulgadas por el gobierno, la página en Internet abierta para el debate recibió cerca de 100 mil visitas y 14 mil contribuciones en apenas dos días.

Los comentarios pueden enviarse con seudónimo, pero deben pasar un filtro del ministerio antes de publicarse.

“Ser francés es querer vivir con sus conciudadanos de manera tolerante y constructiva”, escribió en la página alguien apodado Choco.

“(El objetivo es) hacer emerger acciones que permitan afirmar nuestra identidad nacional”

Eric Besson, ministro de Inmigración e Identidad Nacional

Pero André, otro visitante del sitio, preguntó: “¿Cómo sentirme francés cuando mis compatriotas me consideran como un extranjero debido a mi color de piel?”.

Una encuesta de la empresa CSA indicó que 60% de los franceses aprueba la idea del gobierno, pero otro sondeo de la firma BVA señaló que 64% sostiene que se trata de una herramienta con fines electorales .

¿Proselitismo?

 Muchos creen que Sarkozy piensa utilizar el debate para atraer votos de la extrema derecha y señalan la coincidencia de la iniciativa con las elecciones regionales francesas previstas para marzo.

zarkozyEn las presidenciales de 2007, Sarkozy logró captar votos del ultra derechista Frente Nacional con su promesa de aumentar los controles sobre la inmigración, defender la identidad francesa y combatir la delincuencia.

El sociólogo francés Michael Wieviorka sostuvo que la nueva propuesta del gobierno está dirigida contra los inmigrantes, que constituyen cerca de 13% de la población.

“Hay un gobierno que piensa que los inmigrantes son un problema para la identidad nacional”, dijo Wieviorka a BBC Mundo. “Es una operación política porque no hay necesidad de hablar hoy día de este tema”.

El opositor Partido Socialista francés anunció que boicoteará el debate lanzado por el gobierno, aunque su ex candidata presidencial, Ségolène Royal, opinó que la izquierda debe reivindicar el concepto de nación.

Mientras tanto, el director general de SOS Racismo, Guillaume Ayne, advirtió que la propuesta gubernamental puede suponer un riesgo para la integración de la sociedad francesa.

“El riesgo está ahí”, dijo. “Pero creo que muchos tomarán parte del debate para rechazar esta visión de una identidad francesa original y esencial, enfrentada a los recién llegados”.

 fuente bbcmundo.com

 

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: