Robin Hood no era tan popular entre los pobres


Este Artículo lo publique en marzo del presente 2009, precisamente en los inicios de El Positivo, en el número 3*, sin embargo por la curiosidad que este artículo aún guarda, y seguirá teniendo, lo incluyo en esta ocasión.

Un académico británico dice haber encontrado evidencia de que  el legendario bandido Robin Hood no era tan popular como se cree.  La historia de Robin Hood y su banda de alegres amigos es una  leyenda británica clásica que ha recorrido el mundo. Amado por los  pobres y odiado por los ricos, Robin Hood y su pandilla merodeaba  los bosques reales de Sherwood, en Nottinghamshire, y de Barnsdale,  en Yorkshire. Se dice que este eterno antihéroe por excelencia le  robaba a gobernantes y eclesiásticos, acomodados, para entregar  parte del botín a necesitados, menesterosos y oprimidos.
       Pero ahora Julian Luxford, un académico de la Universidad de  St. Andrews de Escocia, dice haber encontrado una nota que pone en  duda su reputación.

UNA NOTA REVELADORA
Inmerso en su lectura de libros de los libros de historia de  Inglaterra que alberga la biblioteca de la tradicional escuela  secundaria Eton, fundada en 1440 por el rey Enrique VI, se topó con  algo escrito en los márgenes de un manuscrito monástico. “Según la  opinión popular -decía la nota-, un cierto delincuente llamado  Robin Hood, junto con sus cómplices, infestó Sherwood y otras áreas  de Inglaterra donde se cumplía con la ley con continuos robos”. 
      robin hood Esta no es la primera vez que se pone en duda la reputación del  renombrado renegado; su historia siempre ha estado acompañada de  intriga debido a la existencia de tantas versiones diferentes. Pero  estas palabras proveen más pistas para alimentarla.

 Se trata de la  referencia más antigua que se ha encontrado y dado que el  manuscrito, conocido como el “Polychronicon”, data del año 1340,  parece indicar que en vez de vivir en la época de Ricardo I, Robin  Hood fue un forajido cuando el rey Eduardo I estaba en el trono.
       Eso, subraya Luxford, afirma la creencia de que el origen de la  leyenda es el siglo XII. Además, dice el historiador, el hecho de  que mencione a Sherwood “apoya la hasta ahora más bien escasa  evidencia de la conexión medieval entre Robin y el bosque de  Nottinghamshire con el que ha estado tan asociado”.
       Pero, sobre si era bueno o malo, Luxford señala que no  sorprende que Robin Hood no fuera muy popular con el clérigo, que  en el medioevo era parte de la clase dirigente. Pero, digan lo que  digan los monjes, para muchos, como lo fue para la doncella Marion  y varias generaciones de viejos y jóvenes, Robin Hood seguirá  siendo el príncipe de los ladrones.

 fuente: bbcmundo

El Positivo número 3

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: